Al tener un dormitorio pequeño siempre surgen las dudas y no sabemos cómo decorar estos espacios reducidos, pues además deseamos hacerlos ver ordenados y cómodos. Los colores en las paredes pueden ayudar o no a conseguir un efecto visual de profundidad en la habitación. Al mismo tiempo no debes buscar muebles que en vez de ayudar sean incómodos y su utilidad no sea la buscada.

Busca colores claros para darle no solo luz sino también la sensación de amplitud y en las paredes una decoración sencilla de cuadros enmarcados y así obtendremos una perspectiva de profundidad como la que deseamos conseguir.

Aquí tenemos un ejemplo de paredes con colores oscuros. Es cuestión de gusto, el espacio se verá más pequeño aun, pero sobre gustos no hay nada escrito y puede haber personas a las que les agrade un dormitorio pequeño y en tonos oscuros.

En cuando a los muebles, debes de reemplazar las mesas de noche por algún tipo de balda de pared resistente que le de espacio a ese sitio en donde colocamos nuestras cosas personales cerca de nuestra cama. Puedes también colocar algún cuadro sobre el cabecero de la cama con alguna imagen significativa.

El orden, como todo lo que tenga que ver con la decoración, es importante, y esto nunca hay que olvidarlo, por lo tanto siempre es bueno buscar la manera de que la habitación parezca grande y esto contribuirá seguramente al orden.

 

Fotos: decoracioninexperta